Tuesday, May 01, 2007

Por fin se acabó el semestre, ando pensativo y acerca de cosas que no entiendo

A mi me dan más ganas de trabajar/estudiar cuando el semestre se acaba que durante el. Me siento presionado con todo el asunto de dictar clase y tomar clases, que aunque interesantes, no están directamente relacionadas con lo que estoy investigando tal cual.

El semestre puede que no le suene pesado a usted, querido lector, pero es que me falta mencionar la poca presión que mi asesor me imprime al querer reunirse conmigo dos veces por semana como si yo no tuviera conciertos y vida social que atender. No, en serio, así yo no saliera a estas cosas, nadie se aguantaría el ritmo. Ya en vez de molestarme, más bien lo admiro. No se cómo el hace, pero trabaja para JP Morgan, dicta un curso de maestría/doctorado, dirige el programa de matemáticas financieras en Rutgers, tiene cuatro estudiantes de doctorado con los que le gusta reunirse dos veces por semanas y para completar se mama como tres horas de transporte todos los dias desde su apto hasta su oficina porque vive en NYC! Es impresionante... no tiene nada de raro que yo reciba de el mensajes de texto a las 6:30 am y/o a las 12 de la noche programando cosas para la semana (en promedio el duerme 5 horas). En conclusión, el man no va a conciertos, el man no ve películas y no tiene amigos ni familia que llamar/ver. No me crea, seguro estoy exagerando. Admirable poder llevar una vida así, pero yo no podría... a menos que me esté haciendo un buen billete de por medio, cosa que mínimo él se está haciendo.

Foto de Andrés Carulla

Asociado con esto está el que yo quiera conseguirme una internship en un banco de inversión antes de terminar el doctorado. Hoy recibí el último email que estaba esperando al respecto con una negativa más para este verano. Es en serio esto tan difícil? Hay tanta gente queriendo el tipo de trabajo que yo quiero? Investigar en matemáticas aplicadas para ellos es lo que quiero. Es igual que en Colombia? Contactos será la manera de hacerse el camino?

Yo insisto con lo de la internship porque necesito ver si podría aguantar un ritmo como ese en mi vida, con tal de poderme quedar por unos años más después de graduarme, en la ciudad que tanto estoy amando por la riqueza musical que me ofrece. No tiene sentido para mi quedarme por unos años más en el área si no tengo un trabajo en el que me paguen lo suficientemente bien para poder vivir en la gran manzana. Trabajar para una Universidad como postdoc no es una opción. No es una opción porque no tengo garantizado el poder escoger una universidad por estos alrededores... eso de los postdocs es un cuento tenaz y uno termina quien sabe donde... en serio, es una variable aleatoria.

Eso si tengo claro, no pienso hacer un postdoctorado. Aquí le digo a algunos familiares que sus oraciones han sido escuchadas. Este título que me estoy sudando (con placer) será el último que haga. Ya veremos que pasará con mi vida, por ahora, un semestre más ya se acabó, ya podré leerme tranquilo el libro que me he querido leer hace años (no, no es literario y se llama Probability with Martingales de Williams), y ya podré trabajar tranquilo en las benditas bases teóricas del modelo CIR y Heston para mi dedicado asesor.

No ando triste para nada, sólo pensativo y con ganas de escribir. Cómo podría si mañana veo a Bjork en el Radio City Music Hall?

5 comments:

N.Santamaría said...

Ole, sumerce yo he oido por ahi que la meca de las roscas es el mundo financiero neoyorquino. Pero con ese asesor no deberia ser tan jodido... de todas formas, no tires la toalla!.

Ah!, y nunca digas nunca.

Eduardo Osorio said...

Pues si, ojalá sirva para algo más el señor más adelante.

El Mundo de Largo said...

Viejo . . . yo le deseo lo mejor.

Acuerdese que hay que apuntar a las estrellas para poder llegar a la Luna.

COn paciencia y con espera los frutos algún día se verán . . .

Y no se lo niego . . . . su mundo esta en NYC y todo lo que le ofrece.

Eduardo Osorio said...

Si, esto cada vez lo veo mas claro. Menos mal mi familia no lee los comentarios! Jajaja.

paulaMaldonado said...

A mi me gusta mucho cuando llegan esos pensamientos de que hago como, porque con quién, será que si, será que no... porque dan vueltas y vueltas, una y otra vez hasta que lo obligan a uno a tomar desiciones.